Tuit lingüista 10

-Policía, identifíquese.
-Aquí tiene mi carnet.
-¿Sabe que no tiene el DNI en vigor?
-Claro, porque soy de Pontevedrar, por la gloria de mi madre.

Tuit lingüista 8

-Hijo, ¿sabes qué es Bombay?
-La ciudad más poblada de la India.
-Mari, tu hijo es tonto, haz tu el gintonic, anda.

Tuit lingüista 4

-¿Quién es ese al que se lleva la policía?
-Uno que está detenido por violar divorciadas.
-¿Y no le ponen las esposas?
-Se ve que no.

Tuit lingüista 6

-Joan, sé que me quieres por mis tetas.
-No metas al perro en esto.

Tuit lingüista 5

-Antes de morirme me gustaría ir a ver un partido de la NBA.
-¿A Gasol?
-Haga sol o llueva.

Remenber

Cuando voy a Valencia me gusta scanear el dial de la radio del coche, porque siempre descubro emisoras raras. El otro día me apareció una denominada Remenber.
Te das cuenta de lo viejo que eres cuando la música de una emisora llamada Remenber te parece toda nueva y no reconoces ninguna canción.

Suicidio múltiple

En 1993 un francés intentó suicidarse. Se situó al borde de un acantilado, se ató una soga al cuello y el otro extremo a una gran roca. Después ingirió veneno y se prendió fuego. Cayendo se disparó en la cabeza, pero no dio en el blanco, sino que la bala cortó la soga. Cayó al mar, que apagó el fuego de su cuerpo. Con las sacudidas vomitó el veneno. Murió en el hospital de hipotermia.

Cantar

Lo confieso, canto muy mal. Me han prohibído entrar en los Karaokes. Una vez estaba cantándole una nana a mi hijo y me dijo: Papá, ¿puedes cantar fuera de la habitación? Es que tengo mucho sueño.

El chiste de los gorilas que entran en un bar

Saben aquel que diu que eran dos gorilas que entran en un bar y el camarero les dice:
-Lo siento pero no tengo habitaciones libres, pero si quieren pueden pasar la noche en el granero con mi hija de 20 años...
Y entonces un gorila le dice a otro:
-Joder, tío, hemos tenido suerte, nos hemos equivocado de chiste.

Si Dios es amor

Si Dios es amor, el amor es siempre diablesco. Quizá todo tenga sentido.

Cosas que me gustan

Me gusta que se me peguen los perfumes de la gente que abrazo.

Follar.zip

Si en invierno haces la cama con muchas mantas, y las coges por debajo del conchón, bien apretaditas, para que no se salgan, y así estar bien calentito; y si por un casual esa noche te llevas a alguien a la cama; es como follar.zip.

Visual emotions


Visual emotions
Galería O+O
11/12/2015-16/01/2016

Pilar Palomares. Con mi mano izquierda.
Luís González. Memorias de agua.

Las exposiciones colectivas, compartidas en este caso, deben conformar un discurso único, complementario. Ese es el caso de Visual emotions, la muestra que la Galería O+O ofrece desde el 11 de diciembre y hasta el 16 de enero. Las obras de Pilar Palomares -Con mi mano izquierda- y Luís González -Memorias de agua- componen dos espacios cercanos donde las fronteras, las separaciones, se confunden. 

 

El primer nexo de unión lo establece la técnica digital. Y no es sólo un medio, porque con el uso de la tecnología ambos artistas afrontan sueños y pesadillas, llegan a crear representaciones de mundos utópicos.

El segundo punto de confluencia que articula la producción de estos dos artistas es la abstracción, al menos en su mayor parte. Las obras presentan diseños, formas y colores que no se ven como objetos físicos específicos. Como tal, como imágenes abstractas, son mucho más difíciles de entender que las pinturas figurativas. 

 

La mayoría de nosotros, cuando nos fijamos en una obra abstracta, a menudo no tenemos ni idea de qué es lo que en realidad estamos viendo. Estas obras no reflejan ningún tipo de realidad convencional. Es lógico preguntarse entonces por qué alguien se molestaría en crear este tipo de pinturas. ¿Qué es lo que el artista tiene en mente?

Permítanme un inciso: hasta el siglo pasado, los artistas tuvieron que contentarse con rozar la superficie de la conciencia, su capacidad para penetrar en el corazón de lo que significa ser humano estaba limitada por sus herramientas. Cuando el cerebro procesa una imagen reconocible, una barrera mental se erige e impide la entrada en los procesos del inconsciente. Por lo tanto, el arte figurativo, por su propia naturaleza, impone límites a la capacidad del artista de insinuarse a sí mismo en los procesos inconscientes del observador. Sin embargo, con la llegada de la abstracción, los artistas tenían, por primera vez, una poderosa herramienta que les permita eludir la percepción literal y alcanzar la emoción inconsciente. Y esto es posible porque, cuanto más abstracta es una obra de arte, menos prejuicios evoca en la mente del espectador.

 

En las manos de Pilar Palomares y Luís González, el arte abstracto puede ser una herramienta muy potente. Pero este tipo de herramientas requieren de algo más que de la habilidad del artista, necesitan la cooperación del observador. Se me ocurren una serie de razones, así a bote pronto, por las que los seres humanos crean arte: para decorar, para contar una historia, para capturar o preservar una imagen, para ilustrar una idea... sin embargo, hay otra razón, más sutil, pero mucho más importante por la que el arte es importante para nosotros, y es la necesidad de llegar a nuestro interior, de explorar nuestros sentimientos inconscientes. Ahí es donde entra en juego el arte de Pilar y Luís. Ellos nos ofrecen una manera de estar en contacto con la parte inconsciente de nuestra existencia, evocando sentimientos y emociones.

 

Las obras de Pilar Palomares y Luís González tienen el potencial de mantener las distracciones conscientes al mínimo. Cuando nos fijamos en una obra figurativa nuestra energía mental se concentra sobre todo en el procesamiento de las imágenes. Sin embargo, cuando nos fijamos en en estas pinturas, no estás distraído por imágenes significativas, por lo que prácticamente la totalidad de nuestra capacidad cerebral se dedica a la sensación. Podemos abrirnos y permitir que estas creaciones bailen con nuestra psique.

En la exposición uno debe estar dispuesto a dejarse llevar, uno debe ponerse en las manos del artista, por así decirlo, y caminar hasta donde él y ella quieran.

No es fácil, claro. Ni para ellos, los artistas, ni para nosotros, los observadores. Es necesario franquear el espacio de la denominación misma para acceder a esa dimensión que existe innominada y que es más que una imagen. No hay que explicarlas, no deben considerarse algo externo, sino sentir su presencia, completarla, saturarla. De alguna manera debemos borrar la lógica y experimentar una suerte de escape extra lógico. 

 

Si se examina el discurso de las obras de Pilar y Luís se advierte que está nutrido de metáforas, de estructuras rígidas que se rompen, se pliegan o se volatilizan; las fronteras de los territorios íntimos son invadidas, borradas; los objetos desaparecen; las formas se desdoblan, se curvan o se distorsionan; las imágenes se alteran, se desdibujan en fujos. Son piezas que tienen que ver con los silencios, con las no respuestas, con las defaillances. Lo que Alessandra Bocchetti denomina descarte, que no es jamás lo que se practica según la razón, es lo que la razón no sabe y no quiere saber.

Ley de la controversia de Benford

La pasión asociada a una discusión es inversamente proporcional a la cantidad de información real de la que dispone el que está defendiendo una hipótesis.

En mi mente

No me gusta que se vuelvan a meter en mi mente recordándome que yo estoy aquí porque ellos ya no.

3x2

Lo malo de los 3x2 es que no te dicen cuál es el de regalo. Yo, si compro tres cervezas, quiero saber cuál de las tres es la regalada. Porque cuando te invitan a una cerveza sabe mejor que cuando te la pagas tú. Es como cuando te masturbas; masturbarse está bien, pero que te masturben es mejor. Pues eso.

Fellatio

Hay mujeres que piensan que con una felación lo arreglan todo, que todo se perdona y que el amor vuelve a florecer. Esas mujeres tienen razón.

Ahir et vaig veure i vaig descobrir que l'eternitat no és per sempre.

Ahir et vaig veure i els records van tornar a mi com un devessall sense control que no sap quan frenar.
Aquesta nit estirat al meu llit et vaig recordar. 
El meu cos encara invoca les teves carícies, les teves mans recorrent cada centímetre de la meva pell. 
Els teus llavis fregant els meus, humits, exigents. 
Instintivament vaig acariciar el que solia ser el teu costat al llit. 
On et empresonava al costat meu. 
La teva esquena al costat del meu pit nu. 
Alguna vegada et vaig dir que m'encantava la manera en què giraves el cap, mirant-me, quan no entenies alguna cosa? 
Que m'adonava que la teva mirada s'enterbolia quan planejaves una entremaliadura a la meva vista? 
Que quan el teu somriure apuntava als teus ulls valia la pena aixecar-se un dia més? 
Alguna vegada et vaig dir que el meu cor va ser teu en el moment en què em vas dir que una vida al meu costat no era suficient, que tu necessitaves una eternitat? 
Ahir et vaig veure i vaig veure com acaronaves a un altre, com abandonaves el teu cor a un altre. 
Ahir et vaig veure i vaig descobrir que l'eternitat no és per sempre.

Ayer te vi y los recuerdos volvieron a mi como una avalancha sin control que no sabe cuando frenar.
Esa noche tumbado en mi cama te recordé.
Mi cuerpo todavía invoca tus caricias, tus manos recorriendo cada centímetro de mi piel.
Tus labios rozando los míos, húmedos, exigentes.
Instintivamente acaricié el que solía ser tu lado en la cama.
Donde te aprisionaba junto a mi.
Tu espalda junto a mi pecho desnudo.
¿Alguna vez te dije que me encantaba la manera en que ladeabas la cabeza, mirándome, cuando no entendías algo?
¿Que me daba cuenta de que tu mirada se enturbiaba cuando tramabas una travesura a mi vista?
¿Que cuando tu sonrisa asomaba a tus ojos valía la pena levantarse un día más?
¿alguna vez te dije que mi corazón fue tuyo en el momento en que me dijiste que una vida a mi lado no era suficiente, que tú necesitabas una eternidad?
ayer te vi y vi como acariciabas a otro, cómo entregabas tu corazón a otro.
Ayer te vi y descubrí que la eternidad no es para siempre.

La abuela se droga

La abuela negaba  haber cogido las pastillas del cajón de la mesita de su nieto con la misma vehemencia que acusaba de ello a los unicornios morados.

¿Dónde vamos?

-¿Que dónde vamos? Gran pregunta. Me gustaría saber quiénes somos, de dónde venimos y cuál es el objeto de nuestra existencia. Cuando tocamos a una puerta y nos preguntan «¿Quién es?», nosotros respondemos: «Yo». Este “Yo” es digno de autoexploración, de auto-conocimiento. Quiero decir que el cuerpo físico está manejado por múltiples “Yoes”: yo amo, yo odio, yo envidio, yo quiero, yo no quiero, etc., etc., etc. Dentro de cada persona viven muchas personas y eso está demostrado. Nadie permanece siendo el mismo ni siquiera media hora. En todo caso, ¿dónde vamos? Pues donde el corazón te lleve, amigo.
-Señor, déjese de hostias y bájese del taxi.

Corte

-Hola guapa, ¿no te da miedo andar sola por este bosque por la noche?
-No, ¡qué va!. Bueno, ahora no. Cuando estaba viva si, claro.
-¡Joder!

Plutarco: cómo sacar provecho de tus enemigos

Igual que los animales fuertes de estómago, si comen culebras y escorpiones, los digieren, y hay algunos que se alimentan con piedras y conchas, que transforman a través de la fuerza y el calor de su aliento; pero los delicados y enfermos, si se llevan a la boca pan y vino se marean. Del mismo modo los necios destruyen las amistades y, en cambio, los prudentes pueden usar convenientemente incluso la enemistades.
Plutarco dixit.

Proverbio navajo

No se puede despertar al que finge estar dormido.

No cambies

-No cambies.
-No cariño, sé que te gusto como soy.
-No, si digo que no cambies, que ya tengo yo suelto.

Cioran, Dios y el sexo

Dice E. M. Cioran algo así como que en pleno delirio sexual cualquiera tiene derecho a compararse con Dios.

Lo visible

Lo decía Oscar Wilde, el verdadero misterio del mundo es lo visible, no lo invisible.

Contra la teoria de Fenerbach




Diu Fenerbach que l'home és alló que menja, però jo he conegut gent que ha sigut el que va somiar.

La teoría del caos, el queso y San Fermín

Publicado en Jot Down: http://www.jotdown.es/2015/11/la-teoria-del-caos-el-queso-y-san-fermin/

La teoría del caos, el queso y San Fermín

Publicado por 
Ernest Hemingway y Mary, su mujer, en los toros. Imagen: Corbis.
Ernest Hemingway y Mary, su mujer, en los toros. Imagen: Corbis.
José García Amurrio, de nacionalidad española, de setenta y tres años de edad, casado con Maribel Cuesta Martínez, dos años menor que su esposo, fue corneado en el muslo derecho y operado para suturar los daños sufridos cerca de la vena y arteria femoral de la pierna izquierda, en el séptimo encierro de los Sanfermines de Pamplona de este año, aunque el incidente ocurrió realmente en Balham, al sur de Londres, mientras estaba comprando quesos.
José García Amurrio es natural de Correpoco (población cántabra del municipio de Los Tojos), razón por la cual desde que se jubiló, y en un afán por reivindicar lo incoherente del nombre de su villa natal, pasa las vacaciones de verano en Pamplona, donde cada año y a pesar de su avanzada edad, desarrolla una impecable a la vez que frenética carrera por las calles empedradas de la antigua ciudad de Pompelon (como la llamaron Estrabón Ptolomeo) delante de los toros.
Este año el señor García Amurrio cedió ante las críticas de su esposa Maribel, preocupada por los riesgos que su cruzada toponímica suponía, y decidió disfrutar de las delicias del suroeste de Londres, emprendiendo una gira por Tooting, Balham y Clapham, culminando el tour pasando unos días en Brixton. Fue mientras visitaba Balham (que como todo el mundo sabe es un barrio del suroeste de Londres caracterizado por la simpleza de sus casas victorianas y sus tabernas, al tiempo que posee una atmósfera amigable y una gran población polaca) cuando se produjo el incidente.
Siendo su esposa doña Maribel Cuesta Martínez una aficionada sin par, una fan, incluso una hooligan como se diría hoy en día, de los quesos británicos, especialmente del conocido como Primula, variedad del cheddar famosa por llevar integrados trozos de jamón en el mismo, así como por su consistencia y densidad que hace que pueda ser fácilmente aplicado sobre galletas convencionales; y conociendo que es difícil de encontrar en el continente, la señora Cuesta Martínez solicitó vehementemente a su esposo el señor García Amurrio que se dirigiera presuroso a un supermercado local donde había una oferta de dos por uno.
No se imaginaba el señor García Amurrio que se iba a encontrar con la zona de quesos invadida por una masa de pensionistas autóctonos, miembros de una asociación vecinal polaca, decididos a comprar la mayor cantidad posible de tubos de tan delicado manjar. Fue durante la refriega por el pinrel cuando don José resultó corneado en la pierna por el paraguas de doña Marjorie Hemingway, de setenta y ocho años de edad, de ascendencia anglosajona como indica su apellido y su pelaje albahío, exactamente al mismo tiempo en que uno de los astados de la ganadería de los hermanos Bragado protagonizaba un dramático y agónico séptimo encierro de San Fermín.
Hagamos un pequeño inciso. La ganadería Hermanos Bragado se asienta en la finca El Cubeto, en Cubo del Vino, Zamora, donde históricamente nacieron reses que, criadas a la sombra del Duero, del Esla y del Órbigo, pusieron en pie a los principales cosos españoles. Solo una producción iguala en fama a la de los toros en Zamora. Naturalmente, se trata del queso zamorano, elaborado y curado a partir de la leche producida por ganado ovino de las razas autóctonas churra y castellana de la citada provincia, uno de los más populares de la cocina española, contando desde 1992 con la protección otorgada por su calificación como denominación de origen.
El caso es que en el supermercado de Balham una multitud de compradores situados en el callejón que conducía al despacho de quesos bloquearon la entrada, causando un angustioso tapón de gente y provocando, en ese tramo, al menos dieciueve heridos, aunque ninguno grave. Mientras, en Pamplona, el cornúpeta zamorano con un una romana de quinientos cincuenta kilos (mil doscientas libras) quedaba desorientado tras cubrir el trazado desde los corrales de Santo Domingo a la plaza de toros, setecientos cincuenta metros (novecientas veintiocho yardas) por las calles empedradas del casco antiguo de la ciudad, y sembraba el pánico entre los participantes, amontonados en la entrada de la plaza, resultando de todo ello herido en una pierna un francés, cuyo nombre no ha trascendido, natural de Balham, población perteneciente al departamento de les Ardenes, la región de La Champagne.
¿Casualidad? Aún hay más. Como el lector conocerá, Ernest Hemingway escribió sobre los encierros de Pamplona en su novela de 1926 The Sun Also Rises, publicada en España bajo el título Fiesta. Hasta aquí solo cabría alertar de la coincidencia de apellidos entre el escritor y la agresora involuntaria, pero es que sorprendentemente doña Majorie Hemmigway también escribió un artículo para el boletín del Instituto Local Femenino titulado Get Free Groceries en el que animaba a las personas a buscar gangas en los supermercados locales por la mañana temprano. La novela de don Ernesto tuvo un efecto sorprendente en la popularización internacional de los Sanfermines, al igual que el artículo de doña Margarita en la presencia masiva de jubiladas en los comercios de la zona.
¿Es responsable don José García Amurrio de que un francés residente en una localidad que se llama igual que el barrio de Londres donde él estaba de vacaciones resultara herido en el encierro? ¿Lo es Maribel Cuesta Martínez por insistir en ir a comprar queso Primula de oferta? ¿Todo empezó con Hemignway, Marjorie o Ernest? ¿O es el responsable el rey Alfonso VIII cuando en un documento dado por él en Monzón, fechado el 4 de julio de 1168, otorgó el señorío de Bárcena la Mayor al monasterio de Cardeña, lo que hizo que se convirtiera Correpoco en una entidad vecinal, junto con el resto de poblaciones que configuran Los Tojos, en Cantabria?
Cuando se le advirtió de tal efecto mariposa a don José García Amurrio, de los inverosímiles vericuetos y cabriolas del destino que produce la teoría del caos, donde dadas unas condiciones iniciales de un determinado sistema dinámico caótico, cualquier pequeña discrepancia entre dos situaciones con una variación pequeña en los datos iniciales, acabará dando lugar a casos donde ambos sistemas evolucionan en ciertas formas completamente diferentes; así como de la influencia del apellido Hemingway en su vida, este se encogió de hombros y declaró: «a veces pasa».

El tamaño de la empatía

La empatía guarda una relación directa con el tamaño y la morfología. Y no, no estoy hablando de sexo. Bueno, también. Pero lo que quería decir es que no es lo mismo ver morir un mono con sus rasgos casi humanos, que a una mofeta, igual que no es lo mismo ver morir a un caballo que a una hormiga. Cuanto más morfologicamente humana y grande sea una criatura, más empatizamos con ella.

L'imbècil de Magallanes


Quan Magallanes ja havia recorregut tres quartes
parts del seu viatge, estant ja en mars coneguts,
en la civilització, amb queviures... a Filipines,
va i la palma per ficar-se en una discussió sense importància entre indis de dues tribus.
Per manegueta, l'imbècil.


Cuando Magallanes ya había recorrido tres cuartas partes de su viaje, estando ya en mares conocidos, en la civilización, con víveres... en Filipinas vamos, va y la palma por meterse en una discusión sin importancia entre indios de dos tribus. Por meterse dónde no le llamaban, el imbécil.

El destino

Para destino el de aquel condenado a morir fusilado por desertar ante una misión suicida, pero sus amigos del pelotón decidieron errar el tiro, y él murió instantáneamente de un infarto.

Per destinació el d'aquell condemnat a morir afusellat per desertar davant d'una missió suïcida, però els seus amics del gran grup van decidir errar el tir, i ell va morir instantàniament d'un infart.

La mente humana y la percepción

Dice José Luis Pinillos en La mente humana algo así como que los receptores o sentidos son las ventanas por donde el organismo recoge información del mundo que le rodea, es decir, del mundo exterior, y también del interior del propio cuerpo. Físicamente las estimaciones que desencadenan la actividad de los sentidos no son más que formas de energía que inciden sobre ellos, sobre la retina, el tímpano o la pituitaria, pero que en sí mismas son psicológicamente mudas, por decirlo de alguna manera. Esto es, ni las vibraciones en el aire son sonoras, ni las ondas electromagnéticas tienen color alguno. El sonido y el color son cualidades que surgieron o cobraron realidad tan sólo cuando unos impulsos nerviosos suscitados por la estimulación del tímpano o la retina, alcanzaron las correspondientes zonas de proyección de una corteza cerebral sana y con el tono vital necesario para que en el sujeto existieran procesos de conciencia.
Miles de millones de años antes de que existiera la especie humana había ondas electromagnéticas y vibraciones mecánicas, pero los fenómenos cromáticos y auditivos no existieron hasta el día que un ser vivo, dotado de los correspondientes órganos sensoriales, subjetivó esas energías físicas en forma de fenómenos, esto es en forma de hechos de conciencia.
Gracias a las diferentes modalidades sensoriales que existen en el organismo humano, se nos hacen patentes cualidades diversas, como el color o el sonido, de los que muchísimos otros seres vivos no tienen ni idea.
Incluso para los que sabemos que existe el color, no tiene sentido preguntarnos por el color de las ondas electromagnéticas de longitud superior o inferior a las que podemos percibir. Esas ondas no tienen color.
Johannes Muller formuló la ley de energía específica de los nervios, según la cual la cualidad de la sensación depende del tipo de fibra que se excita y no de la clase de energía física que inicia el proceso.
Además, la percepción se desarrolla con la experiencia, esto es, constituye un hábito adquirido que no todos poseen por igual. No todo el mundo aprecia con igual percepción la distancia que nos separa de las cosas, de hecho cuando la distancia hay que estimarla verticalmente, de arriba a abajo, los errores son espectaculares, justamente por la falta de hábito.

Boxeo


No ha habido grandes boxeadores en Aragón, porque cuando se celebra una pelea entre aragoneses siempre resulta amañada.

El beso

Explica Daniel Sánchez Bonet en "Cupido, inventor del parabrisas" que en un beso se te mueven 34 músculos de la cara, se activan 12 nervios craneales y se alzanzan 150 pulsaciones por minuto. Digo yo que eso será en una comida de boca como Dios manda, pero en todo caso, como para ir por ahí besando sin sentido.

Erótica bíblica

Mi amado metió su mano por el agujero y mis entrañas se conmovieron dentro de mí.
Tomado literalmente de El Cantar de los Cantares, para que luego digan los curas.
(No sé si aparece en el disco de la foto, me temo que no)

La amante del cine mudo

Vi una película muda que contaba la historia de una esposa que descubría que su marido iba a cometer una infidelidad esa noche. En lugar de mandarlo a freír espárragos, la esposa averiguaba el domicilio de la amante e iba a su encuentro. Ante "la otra", la esposa justificaba que ella amaba a ese hombre, y que para la libertina sólo se trataba de un capricho pasajero. La amante, conmovida, enviaba a esa primera cita nocturna a la propia esposa, disfrazada con un traje de la pilingui. En la oscuridad, su marido la tomaba por la otra, la amaba con fiereza, y trascurrido el ardor, caía en un estado de melancolía y arrepentimiento. Después de tomarse unos tragos en bares de mala muerte, el marido reunía el valor de volver a casa y confesar su pecado a la esposa (a la que supongo sorprendida por lo guarro que podía ser su maridito en la cama, y agradecida de que se hubiera ido a beber, porque si no no le hubiera dado tiempo a volver primero a ella, quitarse el vestido, el maquillaje, ducharse, en fin, todo eso)
Todo esto viene a que a mi, en lugar de hacerme reflexionar sobre las bondades del matrimonio (que supongo era la intención moral del film), me suscita una pregunta: Si hubiera sido la amante ocasional la que hubiera acudido y se hubiera consumado realmente la infidelidad, ¿el marido hubiera vuelto arrepentido?. A lo mejor es que su mujer era un saco de Porland en la cama y el marido pensó que para tener más de lo mismo no valía la pena calentarse la cabeza. Si la pilingui resulta una guarrilla como él, igual aún están encamados, ¿no?

El sitio de El Alcázar

Guerra civil. Sitio de El alcázar. Conversación telefónica.
-Padre, me han cogido preso. Si no rindes El Alcázar me van a dar muerte.
-Hijo mío, encomienda tu alma a Dios y muere como un patriota.
-Papá, escucha un momento, vamos a ver... ahí tus huevos, pasarás a la historia y todo eso, pero es que esta gente tiene armas...
-Encomienda tu alma a Dios.
-Y dale. Dile a mamá que se ponga, anda.

Próximamente en nuestros cines.

Del laureado creador de "Rubia de bote, chocho morenote" y la oscarizada "El color de la ceja marca el de la almeja", llega a nuestras pantallas, en 3D, "Del color de la pestaña tienes la castaña". Próximamente en nuestros cines.

La piel

Si extiendes la piel de una persona adulta sobre un plano y la mides, lo más probable es que vayas a la cárcel.

Cosas de drogas

-¿Te has estado drogando?
-¿Yo?, No papá, te juro que yo...
-Idiota, te pillé, no soy tu padre, soy tu perro.
-Joder Toby, vaya susto.

Baudelaire

La necedad, el yerro, la culpa, la codicia, ocupan nuestro espíritu, trabajan nuestro cuerpo (...). Nosotros nos nutrimos de remordimientos. Baudelaire dixit en Les fleurs du mal.

El vers perdut / El verso perdido

Un dia he d'escriure una història sobre dos enamorats que es van conèixer en una biblioteca. Tots dos investigaven la poesia amorosa del barroc. Al final  a la sala més recòndita, ella li va fer una mamada i ell es va córrer sense voler sobre el manuscrit d'un poema inèdit. Ella, al netejar, va esborrar els versos per sempre. S'admeten suggeriments sobre la moralitat de l'escena.

Un día tengo que escribir una historia sobre dos enamorados que se conocieron en una biblioteca. Ambos investigaban la poesía amorosa del barroco. Al final, en la sala más recóndita, ella le hizo una mamada y él se corrió sin querer sobre el manuscrito de un poema inédito. Ella, al limpiarlo borró los versos para siempre. Se admiten sugerencias sobre la moraleja de la escena.

Amar i odiar


On hi va haver amor sempre quedarà rancor

Donde hubo amor siempre quedará rencor.

Sobre los reproches

Si le llamas ineducado, aumenta en intensidad tu amor al estudio y al trabajo; si cobarde, muestra más tu valentía y tu audacia; si libertino y desesperado, borra de tu alma cualquier huella de amor por el placer que haya pasado desapercibida. Pues nada hay más vergonzoso y doloroso que la blasfemia que se vuelve contra el que ha blasfemado, sino que, así como parece que la reverberación de la luz molesta más a los ojos enfermos, también dañan más los reproches que se vuelven, a causa de la verdad, contra los mismos que los hacen. Pues, así como el viento del nordeste arrastra las nubes, también la vida mala arrastra sobre sí misma los reproches.

Texto que aparece en Problemas, 26, 1 de Aristóteles, pero también dice algo asi Teofrasto en Sobre los necios, 410; Plinio en Historia Natural; y seguro que alguno más que se me escapa.

La dopamina y el facebook

Existe un área cerebral que es la principal responsable de la pulsión de búsqueda, curiosidad, deseo o placer. Es el mecanismo de motivación de los mamíferos. En la práctica es lo que provoca que cada diez minutos entres en el facebook para comprobar si alguien te ha hecho un comentario. En realidad la culpa la tiene la dopamina, un neurotransmisor que provoca que sintamos esa necesidad.

La leyenda de Cronos

Se dice que durante la primera edad, la llamada edad de oro, Urano gobernaba como rey de los dioses. Cuando Cronos, su hijo, lo destronó, inició la edad de plata. Se aseguró su puesto comiéndose a todos los hijos que nacían de su esposa Rea. Pero uno escapó. Se llamaba Zeus. Los temores de Cronos eran fundados porque Zeus luchó contra él y lo destronó, inaugurando la edad de bronce. En aquella batalla Cronos perdió sus tres ojos, el ojo del presente, el del pasado y el del futuro. La leyenda asegura que el día del Chiliasme, cada 1000 años contando a partir de la fecha de su derrota, el dios del tiempo recupera sus tres ojos y echa un vistazo al mundo. Si en una de esas miradas descubriera que los hombres han descendido hasta una edad de barro, su furia asolaría la tierra y volvería la era de los Titanes. Igual no estamos tan lejos de ella.

Cartas marcadas

Alguna vez todos lo hemos apostado todo a una sola vuelta de la ruleta antes de aprender tan siquiera las reglas del juego. Y es mejor. Luego seguimos jugando, a veces se gana, a veces se pierde, pero ya nada es igual. Con el tiempo la vida te enseña que las cartas están marcadas, los dados están cargados, y las fichas solo cambian de bolsillo pero no de chaqueta.

Alguna vegada tots ho hem apostat tot a una sola volta de la ruleta abans d'aprendre tan sols les regles del joc. I és millor. Després seguim jugant, de vegades es guanya, de vegades es perd, però ja res és igual. Amb el temps la vida t'ensenya que les cartes estan marcades, els daus estan carregats, i les fitxes només canvien de butxaca però no de jaqueta.

Enamorarse de pronto /enamorar-se de sobte



Sin ninguna explicación. De pronto la vio y la amó. En ese momento, repentinamente. Y sintió deseos de guardársela en un bolsillo y llevársela de allí. ¿No te ha pasado?

Sense cap explicació. De sobte la va veure i la va estimar. En aquest moment, sobtadament. I va sentir desitjos de guardar-la en una butxaca i portar-se-la d'allà. No t'ha passat?

Democràcia

Un artista va descobrir un sistema de petrificació instantània, de manera que es va convertir en el creador de la nova escultura. L'ONU tem des de llavors que un dictador petrifique a tots els habitants del seu país per a una obra monumental que porte per títol "Democràcia".

Un artista descubrió un sistema de petrificación instantánea, con lo que se convirtió en el creador de la nueva escultura. La ONU teme desde entonces que un dictador petrifique a todos los habitantes de su país para una obra monumental que lleve por título "Democracia".

Amor interesado

Dices que solo te quiero por el sexo, pero es mi corazón enamorado el que bombea toda esa sangre hasta mi pene por ti.

Sense el cigarret de després / Sin el cigarrito de después

Era estrany. Era molt estrany tot. Acabaven de follar. Bé, follar era una manera elegant, gairebé puritana, d'anomenar al que havien fet. I ara estaven un al costat de l'altre, mirant-se de reüll, tímids, com si s'acabessen de conèixer. Tots dos van lamentar haver deixat de fumar.

Era raro. Era muy raro todo. Acababan de follar. Bueno, follar era una manera elegante, casi puritana, de llamar a lo que habían hecho. Y ahora estaban uno al lado del otro, mirándose de reojo, tímidos, como si se acabaran de conocer. Ambos lamentaron haber dejado de fumar.
.

Primer amor

El meu primer amor va tenir lloc fa tants anys que dubte de si en efecte va succeir tal com ho recorde, o si la meva memòria l'ha inventat per donar ànima a un passat que d'una altra manera semblaria un tractat de sociologia.

Mi primer amor tuvo lugar hace tantos años que dudo de si en efecto sucedió tal y como lo recuerdo, o si mi memoria lo ha inventado para dar alma a un pasado que de otro modo parecería un tratado de sociología.

Jo soc


Quan no sé qui sóc, recorde el que volia ser i el que he sigut, i trac mitjana.

Cuando no sé quién soy, recuerdo lo que quería ser y lo que he sido, y saco promedio.

Bien y mejor

No puede funcionar una relación cuando una parte de la pareja, y a menudo les sucede a ambas partes, cree que necesita al otro para estar bien. Hay que partir de la premisa de yo estoy bien, pero estoy mejor contigo.

La consecuencia exaptativa

Hace muchos millones de años, cuando el ser humano vivía en la sabana, sus genes hicieron crecer el cerebro para que pudiera sobrevivir en ella. Gracias a este aumento de tamaño existen las ciudades, las universidades, existimos tu y yo, y podemos tomarnos una cerveza mientras charlamos amistosamente. Pero el aumento de tamaño trajo también una consecuencia exaptativa no deseada, no prevista: apareció nuestra conciencia de ser individuos irrepetibles, apareció la conciencia de nuestra propia muerte; apareció el sufrimiento intelectual. Pero, ¿qué supone un poco de sufrimiento comparado con la hazaña evolutiva de haber llegado hasta aquí? Con ese sufrimiento se hace arte. Tu sufrimiento es una minuncia comparada con ese don.

Refuérzame positivamente, anda

El psicólogo Burrnus Frederic Skinner desarrolló la teoría del refuerzo positivo hace más de 40 años. Según su planteamiento, un niño o una persona adulta aprende más y mejor cuando se aplaude lo que hace bien, en lugar del antiguo sistema del castigo ante los errores, aquello de la letra con sangre entra. Al parecer la teoría es aplicable a todo en la vida. Al sexo, por ejemplo. Susurrarle al otro/a al oído elogios sobre su buen hacer en la cama recompensa su buena disposición a satisfacerte. Por el contrario, la queja por la torpeza puede generar frustración, inseguridad y que, por tanto, la cosa vaya de mal en peor. Dile lo bien que lo hace, anda.

El derecho a ser feliz

La firmeza moral es una variante de la vanidad, una manera de sentirse excepcional, de fingir ante ti mismo que aunque seas un salido, por ejemplo, eres especial. A todos nos gusta sentir que la realidad choca contra el muro de nuestra integridad. Es la voluptuosidad de los mártires, el gusto que da saberse ejemplar. Pero me apetece, por una vez, dejar de ser íntegro, o dejar de intentarlo, lo que es un paso más en el ascético viaje hacia la perfección. Quiero la felicidad de los simples, dejar de crearme problemas por la necesidad de solucionarlos. Quiero una felicidad elemental, abrazar la mediocridad y dejar de intentar mantenerme firme como un faro de honradez en un mar de vileza. Reclamo el derecho a relajarme, a descarriarme, a no esperar nada de mi. Ahí está la felicidad, en no esperar nada de ti mismo.

Sobre el culo y la reminiscencia animal

Nuestro aprecio por el trasero tiene que ver con una imagen instintiva animal, ya que el resto de las especies copulan por detrás, y fue la evolución la que permitió al ser humano hacerlo en otras posiciones, dependiendo de tu flexibilidad. Eso me hace pensar que algunos tenemos aún muchas reminiscencias instintivas animales. Ya puedes estudiar, ya, que cuando te sale el instinto animal...

El pene de Leonardo

"El pene no obedece a la orden de su maestro, quien trata de ponerlo rígido o no, a voluntad. Por el contrario el pene se erecta por sí mismo mientras que el maestro duerme. Se debe decir que el pene tiene su propia mente y funciona a través del estiramiento de la imaginación"
Esto lo decía Leonardo da Vinci. Vamos, que lo de pensar con la polla parece que es inevitable.

Agradecimiento

La primera vez que subí a un avión saludé por la ventanilla a los niños que, como yo, saludaban mirando al cielo cuando pasaba un avión.

Escritor atormentado

¿Eres un escritor atormentado? Pues déjalo tío, hay escritores de sobra, no sufras, que gracias al fundamentalismo islámico también andamos bien de mártires ya.

Arte contemporáneo

La primera vez que fui a una feria de arte contemporáneo me sentí como una puta en un mundo sin aceras.

Método infalible para adelgazar

Un buen método para adelgazar es desnudarse y comer delante de un espejo. Funciona porque a uno lo echan inmediatamente del restaurante.

Ley de la mariposa

Tan pronto como la mariposa sale de su capullo olvida su pasado y no se habla con las orugas gordas y feas.

Abrazos

Un buen abrazo solucionará muchos problemas, pero un buen par de hostias a tiempo, ni te digo.

Despedida

Ya sé que llevo un tiempo sin publicar. No es por exceso de trabajo, pues aunque he estado bastante liado, tengo algunos borradores que podría haber programado; es, en realidad, porque no puedo seguir diciendo tonterías sin antes cerrar una relación con una persona que despedí el lunes, así que este post va a ser serio. Lo necesito para continuar con el blog como antes.

Plantar un árbol, tener un hijo, escribir un libro.
Plantó muchos árboles, frutales casi todos, aunque lo que mejor se le daban eran los calabacines y los tomates, y en la tierra del Monteblanco, casi pura cal.
No sólo tuvo un hijo, sino que tras perderlo al nacer, aún me tuvo a mi, que llevo su nombre, y a dos más.
Nunca escribió un libro, aunque hizo algo más difícil, leyó todos los míos. Y eso tiene mucho mérito.
Era un cabezota que no se rendía nunca. Y fue buena persona.
Ya me gustaría a mi tener ese currículum.



Recomiendo

Recomiendo que leáis estas líneas sobre un mullido sillón o entre sábanas sedosas, así puede que esta pequeña distracción os aleje, siquiera unos instantes, de las fatalidades de este mundo cruel.

Ira

-Últimamente sufro unos terribles ataques de ira incontenible.
-¿Desde hace mucho?
-Y a ti qué te importa si hace mucho o poco, baboso imbécil preguntón de mierda.

Apellidos de filósofos

Ningún filósofo tiene un apellido común. Si se llamaran Pérez, Sánchez o García, se desconfiaría de su inteligencia.

Argumento pacifista

Cuando un mosquito se posa en tus testículos, te das cuenta de que la violencia no siempre es la mejor respuesta.

Cervezas

-Hinchándote a cervezas no solucionas ningún problema.
-Es que tenía sed.
-Ah bueno, ese sí.
-Y tenía calor.
-Vale, ese también.
-¿Sigo?
-No, mejor ponme una.

Ley de la autoayuda

Uno no es lo que han hecho de uno. Uno es lo que uno ha hecho con lo que han hecho de uno.

Cambios

Uno cambia. Vas cambiando con la experiencia de la vida, eso está claro. Eso supone que uno cambia cada día que pasa. Lo que no tengo tan claro es si hay una parte de uno mismo común a todos los días de uno mismo o si con el tiempo somos otro totalmente.

Meñique

El dedo meñique del pie está diseñado especialmente para ubicar patas de mesitas de noche en la oscuridad de tu habitación.

Destino

Yo creo en el destino, porque me da pavor pensar que alguien como yo controla mi vida. No me imagino que será de mi si mi vida depende de las decisiones que yo pueda tomar.

Vivir por siempre

Hay quien no ha tenido la vida que se merecía, por eso es justo que pueda vivirla como debe ser en nuestra memoria. Por siempre.

Carlos Monzón

Se atribuye a Carlos Monzón, boxeador argentino, la frase: Todo cuerpo arrojado al vacío tiende a caer. Insuperable.

Sobre anos y culos

Sus hijos se llamaban Cipriano, Luciano, Aniano y Mariano. Cuando se dio cuenta de que todos terminaban en ano, al quinto le puso Próculo.

Idiotez

Si reconoces tu idiotez, seguirás siendo un idiota, pero un idiota lúcido y reconocido.

El sexo obsceno

El sexo con la única finalidad de reproducirse, el que defiende la Iglesia, me resulta tan poco poético que cada vez me parece más obsceno.

En un baño de un tren de Argentina

En un baño de un tren de Argentina había un aviso que decía: Prohibido usar el baño mientras el tren está en el andén. Y un grafiti debajo ponía: Me hace cagar de risa este anuncio ferroviario, pues debe saber la empresa que el culo no tiene horario.

Buenas personas

Todo el mundo desea acostarse sintiéndose buena persona, especialmente los hijos de puta.

Roberto Fontanarrosa

Roberto Fontanarrosa dijo: La rosa tiene espinas, pero ¿tiene pétalos el atún?. Y ante tal afirmación, no sé que más añadir.

Ley de lo simple

Que simple es complicar lo insignificante y que insignificante es lo complicado cuando más se simplifica.

Diferente

Siempre quiso ser diferente, dar la nota. Un día incluso se le ocurrió salir desnudo a la calle y correr por el centro de la ciudad. Pero nunca lo hizo. Sin embargo, optó por coger un libro y salir a leer al parque. Y a partir de entonces su vida fue diferente.

El otro

La imagen salió del espejo y se le abalanzó encima. Él no pudo contener el golpe y cayó al suelo sintiendo como el otro se le metía dentro. Al tiempo le dieron el alta en el psiquiátrico. Vuelve a ser del de antes.

Hay gente...

No soy partidario de desearle la muerte a nadie, pero no me pidáis que aplauda y celebre que cierta gente respire.

Álbum de fotos tétricas

Me comentan que hay muchas fotos tétricas en este blog, tratando como suelo aspectos bastante cómicos de la vida. Y la verdad es que es cierto. Son imágenes pilladas de aquí y allá de las que desconozco el autor. Aquí van algunas:
















 





A la suya

Aquí todo el mundo va a lo suyo menos yo.
Yo voy a lo mío.

16

No quiero en este aforismo extenderme más allá de estas (sin contar el título) dieciséis palabras.

Luke

Luke, yo soy tu padre.
Pues quiero pasar seis meses en tu casa, cinco en la de Leia y otro en Benidorm.

Medicamentos

Las marcas de medicamentos siempre acaban en -il, -ol, -al, -en, -on, -ina. Desenfriol, Espidifén, Aliviosil, Aspirina. Prueba con cualquier palabra, añádele el sufijo y luego remátalo con un fortex o complex, y ya tienes tu marca de medicamento. Las indicaciones y efectos secundarios ya son cosa tuya.

Sueños

Tomó en sus manos el viejo retrato del hombre de uniforme, lo besó apasionadamente y se acostó desnuda.

Antes de acostarse...

acarició las medallas obtenidas en la guerra. Luego dejó las piernas bajo la cama y soñó que desfilaba.

Edipo perplejo

Cuando su madre le dijo aquello de eso se lo dirás a todas, Edipo se quedó perplejo.

Sueños eróticos

Si te duermes pensando en sexo, posiblemente te despiertes con la solución en la mano.

Recuerdos de la noche de San Juan

-¡Oh Agni! ¡Fuego sagrado! ¡Fuego purificador! Tù que duermes en el bosque y asciendes en brillantes llamas sobre el altar, eres el corazòn del scrificio, el atrevido vuelo de la plegaria, la chispa divina oculta en todas las cosas y el alma gloriosa del sol.
-Ernesto.
-¿Qué?
-Cállate ya y salta la hoguera de una vez
-Es un Himno Vedico. Un poco de respeto.
-¿Envuelto en una toalla de Pikachu y con una cerveza del Carrefour en la mano?

Autotest

Revisar si llevas las llaves después de haber cerrado de portazo es una autocomprobación de nuestro grado de gilipollez.

Gran revelación científica

La mayoría de la gente muere a tres meses de su cumpleaños.
De hecho, si cuentas tres meses, no necesariamente antes, sino hacia atrás y adelante del mes en que cumples años, abarcas siete de los doce meses que tiene el año. dado que eso es más de la mitad, la probabilidad de que una persona muera entonces es mayor del 50%.

Perros y libros

Fuera del perro, el libro es el mejor amigo del hombre. y digo fuera del perro, porque dentro del perro debe de estar demasiado oscuro para leer, que si no también.

Tardón

Llegaba tarde a todas partes. Fue al entierro de Michael Jackson y le dio el pésame al padre de Amy Winehouse.

Seducción

El arte de la seducción consiste en dar con los puntos débiles del seducido.

El tiempo y yo. Texto de la exposición de Pascual Bailón: Xilopinturas

El artista y la persona. No sé hasta qué punto viajan juntos en Pascual Bailón. Cuando en su obra observas una ruptura con los códigos artísticos convencionales, dando un mayor protagonismo al material, que, en muchas ocasiones, es pobre, viejo, en desuso, abandonado, exiliado y denostado por inútil, y ves que esa característica está presente por que hay una necesidad de dotar de contenido social a la obra de arte, encuentras que sí, que el artista y la persona, en el fondo, son el mismo.

No se entiende la obra de Pascual Bailón sin conocer su deseo de interpretar el mundo a través de metáforas y su desinterés por mercantilización del arte. Quizá gracias a esto último el artista se enfrenta con una libertad absoluta al proceso de creación, en contra del rigorismo, y eso se plasma en la utilización de cualquier tipo de material, de cualquier tipo de estructura, dentro de un espíritu iconoclasta.

Pascual Bailón habla del pasado de las obras creadas y del presente que se ha inventado para ellas. Viejas materias orgánicas, artesanales e industriales seleccionadas y depuradas a sus posibilidades mínimas sirven de soporte para un despliegue colorista alegre, vivo y joven.

Recomiendo al espectador ir descubriendo cuidadosamente la esencia de cada una de las piezas. Con suavidad, los acertijos de madera, hierro y nueva pintura, desplegarán sus secretos, y de pronto, ya no habrá distancia entre el arte y quien lo mira. La sala de Las Aulas se convertirá en un alegre jardín de genialidad, profunda belleza y afirmación de la vida misma.


 No es fácil evocar significados, sensaciones complejas (o simples) utilizando casi nada, material abandonado y viejo. La decisión de ejercer esa austeridad como actitud, como herramienta, como postura, y que al final se evite terminar en caos, renaciendo en el color.

Sherezade

Cuando Sherezade, después de mil y una noches de cuentos, leyó a Monterroso, montó en la alfombra y salió volando.

Edificios inteligentes

Cuando la gente alucina con los edificios inteligentes, debería pasarse por la catedral de Burgos o la Lonja de Valencia.

Curiosidad

La curiosidad es incompatible con la inmortalidad. Un curioso de verdad no querría ser inmortal por no perderse qué es lo que pasa después de la muerte.

Bicicletas tandem

En las bicicletas tandem si quieres ser el elemento pasivo es mejor que te sitúes detrás. En casos de sodomía es al revés.

El asesino pintor

Cuando aquel artista me dijo que quería pintarme no me imaginaba que se refería a mi silueta en el suelo.

El cyber y la musa

Texto crítico del catálogo de la exposición Arte-factos de Wences Rambla y Chimo Serrano

El cyber y la musa

Conozco la obra de Wences Rambla y Chimo Serrano desde hace mucho tiempo. Es más, lo correcto sería eliminar las palabras “la obra” de la anterior afirmación y dejarlo simplemente en que los conozco hace mucho. Y en razón de ese conocimiento, puedo afirmar que una exposición que implique a ambos requiere de un pensado discurso argumentativo.

Durante el proceso de selección de fotografías, pues es ésta una exposición que recurre a obras realizadas a lo largo de los años, he recordado a ambos artistas en el momento de realizar una fotografía. Hace tiempo, cuando me encontraba comisariando una exposición de Trashformaciones para Castalia Iuris, en Castellón, acompañé a Chimo Serrano a la chatarrería donde realizan su obra los hermanos integrantes del colectivo, Pablo y Blas Montoya. Entonces descubrí a una persona entusiasmada por la estética encontrada entre cables, amasijos metálicos y automóviles prensados. Aún unos años antes, tras dictar una conferencia en un congreso sobre patrimonio industrial en Puerto de Sagunto, me vi sorprendido por la presencia entre los oyentes de Wences Rambla, que se había inscrito, no por escucharme, sino por tener la posibilidad de acceder a los Altos Hornos a medio desmantelar, y poder hacer fotos. También allí se notaba el entusiasmo del descubrimiento de la belleza de una estructura industrial o de un tornillo oxidado. Aquel día repetimos, excitados, el plato de lentejas del menú del bar.

Arte-factos es una galería de materiales inorgánicos, producidos por el hombre, arti-ficiales, por tanto, pero artis-ticos en cuanto a que los autores pretenden a través de la fotografía comunicarse con el espectador el la línea de la definición clásica de arte de Lafuente Ferrari, dotando a aquellas estructuras de las características de un personaje en potencia. Y digo en potencia en el sentido de que no están animados, pero parece que estuvieran preparados para ello.

La exposición plantea, por tanto, una ampliación del mismo concepto del retrato fotográfico en la posmodernidad, hacia una más compleja y abierta noción del propio retrato fotográfico. Si son personajes, son retratos, o al menos una especie de retratos. El que suscribe, habituado a buscar respuestas en el esencialismo, y en vistas de la apertura conceptual que se nos presenta, se cuestiona e invita al lector a hacer lo mismo, sobre qué determina justamente lo retratístico, qué hace que esto sea retrato, qué es lo mínimo que se requiere para que el retrato siga siéndolo.

La puesta en evidencia de mecanismos real-ficción que requiere la interpretación de estas fotografías en el sentido que pretenden los autores, no hace más que acompañar la misma lógica del funcionamiento artístico contribuyendo a la reposición de lo ficticio como estrategia por excelencia del medio fotográfico. La visión de un elemento industrial como un personaje que se comunica y crea vínculos con el espectador humano se presenta como una posibilidad de replantear las relaciones, adentrándonos en aspectos relativos a la convivencia del ser vivo con lo industrial y tecnológico. La imagen se convierte en un espacio en donde se articulan y convergen los conceptos que influyen, componen y determinan la performatividad de la fotografía, estableciéndose un lugar de lectura y propuestas sobre lo que es el personaje, los límites difusos y a la vez específicos que lo constituyen, su implicación estética, en definitiva.

La visión primera, más simple (y quizá por ello la más aproximada a la realidad del espectador) es que estamos ante ready-mades, objetos de uso común, en este caso industrial, a los que una mínima intervención del artista, a través del click y la propia presentación en esta exposición y, sobre todo, una descontextualización y recontextualización, convierten en obra de arte. Es la decisión del artista la que hace del objeto industrial una obra de arte, un objeto artístico, un arte-facto. Duchamp, ni más ni menos. La Gioconda pierde su valor artístico al ponerle bigotes y los objetos industriales lo ganan al descontextualizarlos, al sacarlos de su ambiente de uso y colocarlos en uno de inutilidad, poniéndolos en un pedestal, exhibirlos como obra de arte, firmarlos, darles un título que esté en radical oposición con su aspecto (inconscientemente paso de Duchamp a Man Ray, el lector me perdonará), o imprimirlos en un soporte fotográfico.

Pero tal vez estos organismos industriales no sean tanto entidades antihumanas, sino más bien una prolongación de lo humano, intrínsecamente ligada a él. Resulta fundamental entonces, más que entrar en un aparente desprecio hacia lo industrial, especialmente cuando entra en desuso y queda abandonado, aprender a asumirlo como algo propio. El ejercicio imaginativo que se nos plantea es ciertamente excitante y perturbador. Es lo que la actriz chilena Valeria Radrigán, hablando de teatro performativo, expresa como confusión de la cultura ante lo otro. Me viene a la mente, por ejemplo, Innen, un grupo de cuatro artistas mujeres, fundado en 1992 en Hamburgo, que tienen varias intervenciones donde teorizan acerca de los medios industriales, y en sus performances aparecen todas iguales, con el mismo vestuario, el mismo peinado y el mismo maquillaje, produciendo una confusión de la identidad. En un sentido paralelo, la creación humana de una máquina dotada de atributos animados, de rasgos de personaje, produce la confusión de algo que se instaura en nuestra imaginación con vida propia, con identidad propia, ¿anti- humano? ¿sobre-humano? ¿más humano que humano? Algo que requiere una definición nueva.

El antropólogo Daniel Miller, no ve la cultura material que nos rodea como algo superficial. Por el contrario, asegura que casi todo lo que consideramos importante respecto de las personas que amamos, de la manera en que hacemos nuestro trabajo y de nuestra relación con la gente se desarrolla a través de las cosas, de los arte-factos.

La ciencia y la tecnología están cada vez más inmersas en los espacios determinantes de la cultura. Los territorios tecnológicos y los territorios culturales se relacionan y entremezclan cada vez más. La tecnología se ve afectada por la cultura de la misma forma que ésta también afecta y actúa sobre la forma en la vivimos nuestra existencia. Una combinación de tecnologías logra cambiarlo todo socialmente, hasta el punto de que la era de la tecnología está dando lugar a una nueva revolución. Una de las preocupaciones filosóficas más importantes hoy en día surge de la vinculación de los aspectos complejos de la cultura occidental con los de la ciencia y las tecnologías contemporáneas. Y si bien, las preocupaciones de la filosofía de la tecnología ponen en la mesa cuestiones a un nivel abstracto y conceptual, también lo hacen en el campo material.

En esta línea, la propuesta de la exposición es que nos imaginemos a los arte-factos como personajes. Más que robots, en nuestra imaginación, estos personajes serían un modo de cyborgs.

Donna Haraway, catedrática de Historia de la Conciencia en la Universidad de California, famosa por que sus ideas han desencadenado una explosión de debates en áreas tan diversas como la primatología, la filosofía o la biología evolucionista, escribió en 1985 “The Cyborg Manifesto”, aunque yo sólo conozco la versión que integró en el libro Simians, Cybors and Women. The Reinvention of Nature, de 1991. En el manifiesto, al menos en la versión de 1991, Haraway se replantea el concepto de cyborg (cybernetic organism), invento surgido de la carrera armamentista desarrollada durante la Guerra Fría, para convertirlo en una herramienta para la lucha feminista. No obstante, y más allá de las cuestiones de género, creo que su definición primigenia es muy acertada. El cyborg es un producto de la ciencia y la tecnología, un autómata con autonomía incorporada. Un cyborg es un organismo cibernético, un híbrido de máquina y organismo, una criatura de realidad social y también de ficción.

En su origen, lanzado en 1960 por Manfred E. Clynes y Nathan S. Kline, el término cyborg define al hombre explorador espacial del futuro, auténtico humano mejorado y personalizado para permitirle sobrevivir en un entorno artificial. Es la figura metafórica de un nuevo mundo. Un mundo sin espesor, ni densidad, ni gravedad. Un mundo fantomático compuesto de ectoplasmas. Un mundo biotrónico de tecnología informática, electrónica, nanotécnica o lo que sea. Finalmente un mundo que ya no es verdadero sino que se vuelve cada vez más virtual.

Jean Baudrillard dice que el universo, en su materialidad, es una ilusión, en el buen sentido de la palabra, algo que producimos mentalmente, algo de lo que no se puede tener la prueba. Incluso se podría ir más lejos y pensar que el mundo que conocemos sólo existe en cuanto a que lo aceptamos como teoría de pensamiento. Es decir, sólo existe la teoría de la relatividad desde que el mundo acepta que sea así, y no antes, reconfigurándose el universo en la medida en que lo pensamos. De este modo, los personajes de las fotos lo son en cuanto los pensamos como tales.

Aún concretando más, y a riesgo de inventarme el término, lo que vemos serían cyber-arte-factos. Por que se habla de cyborg cuando la unión hombre-máquina se realiza mediante objetos físicos que se implantan, o se usan, en el cuerpo y que permiten relacionarse en el mundo real, mientras que cyber hace referencia a dicha unión pero a nivel virtual, esto quiere decir que la máquina permite la interacción en un ciberespacio como lo es la imaginación. Estas fotografías son una especie de OGM (Organismos genéticamente modificados; GMCs en inglés, genetically modified crops), es decir, artefactos cybernéticos, organismos alterados, modificados e intervenidos en nuestro pensamiento.

Del Golem de Gustav Meyrink al niño-robot demandante de afecto de Artificial Intelligence, pasando por el engendro del Dr. Frankenstein de Mary Shelley, Terminator o Rachel de Blade Runner, queda demostrado que los seres humanos hemos soñado con fabricar autómatas que se asemejen a los organismos vivos, incluso al punto de desarrollar un comportamiento inteligente análogo al nuestro y que se pueda confundir con lo vivo. Y ese deseo forma parte en cierta forma de esta exposición.

Estos cyber-arte-factos no conocieron el Jardín del Edén. No fueron hechos de barro. No son reverentes, a pesar de ser hijos del capitalismo y la industria. Los cyber-arte-factos fotografiados son infieles a sus orígenes, por que ahora, en las imágenes, son un engendro de la modernidad.

Estas fotografías son el espacio ideal para construir nuevas identidades. Porque la era cyber es aquí y ahora. Y es esta era, la de los Franquenstein posmodernos, la que plantea la posibilidad de indagar novedosas subjetividades. Alan Turing (1912-1954), reconocido matemático, lógico y científico de la comunicación, considerado el padre de la ciencia de la computación y de la inteligencia artificial, ideó un procedimiento para corroborar la existencia de inteligencia en una máquina, conocida como la prueba o test de Turning y que aún está vigente en competencias como la del Loebner Prize, concurso anual sobre inteligencia artificial que, desde 1990 y siguiendo los estándares del test de Turing, premia a los chat bots (programas de computo designados para simular conversaciones inteligentes con uno o más humanos) que los jueces consideran más similares a los humanos. Estaría bien pasarle el test de Turing a los espectadores de la exposición, para ver si en su mente, los cyber-arte-factos son, además de eso, inteligentes.

Al fin y al cabo, nosotros mismos somos bits de información, complejos engranajes en un sistema arquitectural cuyos modos básicos de operación son también artefactos. Reconocernos así nos permite ver en estas fotografías una imagen condensada de imaginación y realidad, en la que se materializa una tecnología que determina nuestras mentes y nuestras más amplias identidades, un canto al placer en la confusión de las fronteras, una realidad dentro de la tradición utópica de imaginar un mundo sin géneros, sin génesis y, quizás, sin fin.

Pero no puedo dejar de advertir que hay algo más: la estética de estas imágenes. Parece ser que la industria ha sostenido muchas veces y decididamente que la función cumplida por los productos es superior a la forma y poco importa la fealdad de los materiales usados. Sin embargo, las maquinas, los tubos, los tornillos, según como se miren, son también objetos bellos. Lo cual demuestra que la belleza no es ninguna característica permanente o independiente del ser considerado. Imagino a Chimo Serrano y a Wences Rambla haciendo un ejercicio de percepción total, diferente a la percepción normal basada en captar elementos o rasgos importantes o necesarios del mundo, imagino su emoción inicial, la excitación que surge con la experiencia de lo bello a la que hacía referencia en las primeras líneas. Y cómo bajo la influencia de la excitación dirigen toda su conciencia hacia el objeto que la hizo surgir, delimitando el campo de la experiencia y centrando el interés en la cualidad percibida. Ahora, colgadas de las paredes aparece la contemplación que deviene en el placer emocional del espectador. Esto es experiencia estética.

Los cyber-arte-factos nos sobrevivirán, por que es más fácil imaginar el fin del mundo que el fin de ellos: Matrix, The Road, Hijos de los hombres, 2012, El día de mañana, Blade Runner… Quizás, en un futuro no muy lejano, existirá un mundo posthumano habitado por cyber-arte-factos amantes de las musas.

Terror

Oír volar a un mosquito en tu habitación a oscuras da más miedo que cualquier película de terror.

Ley del cuervo

El mejor trigo atrae a los mejores cuervos. O también: la vida es como las putas, cuanto más buena eres más gente te quiere follar.

Sexo y memoria

La especie humana se perpetúa a través del sexo y la memoria. Con el sexo se generan nuevos individuos. Por la memoria recordamos lo que otros han sido. Sólo si nacemos existimos. Sólo si se nos recuerda pervivimos en la mente de otros. Conclusión: existe una relación entre sexo y memoria, por eso nos gusta tanto hacerlo como recordarlo y contárselo a los demás para que lo recuerden también y se mueran de envidia.

Clases de personas

El mundo está dividido en dos clases de personas, aquellos que creen que el mundo está dividido en dos clases de personas y los que no.

Orange

La pasta que ganarían los técnicos de Orange si subastaran en EBay un vale por darles una hostia con la mano abierta.

Carne de Prozac

Hay veces que pienso que soy carne de Prozac y que mi destino es una camisa de fuerza y morir arañando las paredes mullidas de una celda cerrada.

La teoría de Odo Marquard o la ley de la importancia creciente de las sombras

La creciente capacidad de insatisfacción de los seres humanos es fruto paradójico de la creciente capacidad de las sociedades occidentales para satisfacer nuestras necesidades. Según la teoría de Odo Marquard, cuando los progresos culturales son realmente un éxito y eliminan el mal, raramente despiertan entusiasmo, más bien se dan por supuestos, y la atención se centra en lo malo que continúa existiendo. Es lo que se denomina la ley de la importancia creciente de las sombras: cuanta más negatividad desaparece de la realidad, más irrita la negatividad que queda, justamente porque disminuye.

Mi cuñado y los golpes de estado

El 23 de febrero de 1981 pasaron dos cosas, nació mi cuñado y se fraguó un golpe de estado. Ambas cosas salieron mal.

La perplejidad de Goethe

Johann Wofgang von Goethe, en 1771, cabalgaba hacia Drusenheim, justo después de dejar la casa de Frederick Brion, su amante. En medio de su ruta se cruzó con un extraño individuo que iba en dirección contraria a la suya, vestido con un abrigo gris salpicado de ribetes dorados. Sin saber por qué aquel sujeto le recordó a sí mismo. Lo curioso fue que ocho años más tarde el poeta retornó por aquel mismo camino vestido con un abrigo idéntico al de su "gemelo" como si aquella tarde de 1771 se hubiera visto a sí mismo en el futuro.

Aplicación práctica de la teoría de la relatividad

Estás disgustado. Sin pensarlo te pones al volante y empiezas a recorrer las calles de la ciudad. No vas a ningún sitio, sólo quieres recorrer kilómetros, alargar el espacio para hacer tiempo antes de volver a casa. Alargar el espacio para acortar el tiempo, como si desplazándote de un lugar a otro el tiempo pasara más rápido, se hiciera más breve y en consecuencia el sufrimiento fuera menor. Una simple aplicación práctica de la teoría de la relatividad.

Comer y folgar

Cuando te vas a vivir sólo por primera vez, en lo único que piensas es en fornicar. Pasadas tres semanas en lo que piensas es en lo bien que cocinaba tu madre. Priorizamos la comida al sexo. Es ley de vida.

Sexo analógico

Apagaron los móviles y allí mismo, sintiéndose libres y sin cobertura, practicaron sexo lógico (y anal).

Mark Twain

Qué razón tenía Mark Twain, nada es tan necesario reformar los hábitos de los demás. 

Vivir de la creatividad

Deberíais pasaros por el 21 Foro Emozzioni para charlar con esta gente el martes 5 a las 19'30. Positivismo, ilusión, pasión y realismo a partes iguales. Y muy buen rollo. Yo, de hecho, estaba pensando en cómo iban a titular este experimento, me miré en el espejo y dije: dadivitaerC o omoc riviverbos odneicah ol euq et atsug.



Abuelo

Cuando las monjas fueron a pedir algo para el asilo no esperaban llevarse al abuelo.